Stephanie Urchick, miembro del Club Rotario de McMurray, Pensilvania (EE. UU.), compartió su experiencia al instalar filtros de agua en la República Dominicana. Relató cómo dos niños observaban maravillados mientras el agua sucia se convertía en limpia gracias al filtro.

«Uno de los niños me tiró de la manga y me dijo: ‘Muéstrame otra vez la magia’», comentó. «Aunque el filtro no era mágico, hubo mucho esfuerzo detrás para transportar, instalar y mantener esos filtros junto con los líderes comunitarios locales. Esos niños entendieron que el acceso fácil al agua potable transformaría sus vidas, y saber que contribuí en algo tan importante cambió la mía».

Promovamos la paz

Stephanie exhortó a los miembros a impulsar el Plan de Acción de Rotary, equilibrar la continuidad con el cambio y trabajar por la paz. Planea organizar una conferencia presidencial sobre la paz en 2025 bajo el lema «Sanar en un mundo dividido».

Destacó la larga tradición de Rotary en la promoción de la paz mediante su red de Centros pro Paz, ubicados en prestigiosas universidades globales. Estos centros han formado a cerca de 1800 becarios pro paz que ahora laboran en más de 140 países. El centro más reciente, en la Universidad de Estambul (Turquía), recibirá su primera promoción de becarios a inicios de 2025.

«Las Becas de Rotary pro Paz se iniciaron hace más de 20 años para preparar a profesionales en la paz y el desarrollo comunitario de todo el mundo, convirtiéndolos en catalizadores efectivos para prevenir y resolver conflictos», explicó Urchick. «Esta conferencia se enfocará en el trabajo de Rotary por la paz y ofrecerá oportunidades para aprender juntos».

Además, Stephanie reiteró el compromiso de Rotary con la erradicación de la polio. Animó a los gobernadores entrantes a unirse o crear Sociedades PolioPlus en sus distritos y a contribuir activamente a la erradicación de esta enfermedad.

«Contacten a funcionarios electos y otros líderes gubernamentales. Recuérdenles que la polio sigue siendo una amenaza y pídales su apoyo para erradicarla», añadió. «La polio sigue siendo nuestra máxima prioridad y requiere nuestro máximo compromiso, pero hay mucho trabajo importante por hacer».

Equilibremos la continuidad con el cambio

Stephanie también resaltó la necesidad de equilibrar la continuidad con el cambio, elementos clave del Plan de Acción de Rotary.

«El plan busca aprovechar nuestras mejores ideas, no abandonarlas», afirmó. «Nos enfrentamos a un difícil equilibrio. Debemos cambiar y a la vez mantener nuestra esencia».

La presidenta electa instó a los gobernadores a hacer todo lo posible para que la experiencia en el club sea atractiva para los miembros.

«Eso podría significar cambiar la forma en que se hacen las cosas en sus distritos», indicó. «Si sus distritos han funcionado de la misma manera durante cincuenta años, quizá sea hora de reevaluarlos. Si un club en sus distritos no está activo o pierde miembros, puede que sea momento de fundar uno nuevo que se ajuste mejor a la comunidad. El hecho de que un club o distrito no haya cambiado en mucho tiempo no significa que no haya deseos de cambio».

Una manera de lograr un cambio positivo, según Stephanie, es adoptar los principios de diversidad, equidad e inclusión en los clubes.

«Espero que se unan a mí en dar la bienvenida a la futura gente de acción, incluso si -y especialmente si- no se parecen o actúan como los miembros típicos de sus clubes locales», agregó. «Con la DEI es más fácil unirse en torno a un objetivo común. Es en los momentos en que estamos comprometidos y centrados cuando somos más efectivos y relevantes».

Descargar lema

Distrito 2201

Abierto el plazo para las subvenciones 2022